Buenas noches, y buena suerte (Primera parte)

Publicado: julio 18, 2007 en Uncategorized

buenasnochesybs1.jpg

  “Tenemos alergia a las noticias desagradables, los medios lo reflejan. Si no olvidamos nuestros beneficios y reconocemos que la televisión es usada para distraer, engañar, divertir y aislarnos, la televisión y quienes la financian, los que la miran y los que trabajan en ella, podrían ver una imagen distinta demasiado tarde”.  

Antes había visto esta película. Curiosidad por conocer un film nominado a los oscares, cosa que para mí no es de otorgarle mayor prestigio a una película, nada más curiosidad por saber que tan ciertos eran los comentarios que había escuchado. Que si actúa y dirige George Clooney no me importaba. Que si estaba editada de tal forma que se viera en blanco y negro tampoco era de suma importancia para mí. Que si tenía 6 nominaciones a un oscar tampoco.   

          El film inicia con un discurso de Ed Murrow en una ceremonia dedicada a él. ¿Quién era Ed Murrow? Tampoco lo sabía en ese momento y tampoco lo investigué hasta la segunda vez que observé la película. Ed Murrow era un líder de opinión. Era ejecutivo de la CBS y también periodista.  

           La historia tiene varios temas pero el argumento principal recae en la cacería de brujas encabezada por el senador McCarthy por eso de los años 40 y 50 y la lucha que lleva el programa Persona a Persona para desmantelar esa red “anticomunista” que sembraba la paranoia en todo Estados Unidos. 

            Fuera de las funciones manifiestas y latentes que se dan en la película, hay otros elementos que entrelaza el texto de Charles Wright con el film. Uno como el que mencioné anteriormente es el de líder de opinión aquel que “mastica” la información y se la da a conocer a la audiencia. Labor que realiza Murrow cuando en su programa da información acerca de personalidades de la política, de líos ocasionados por el senador McCarthy en contra de Milo Radulovich al despedirlo de su puesto con los militares y de una señora que sinceramente no recuerdo su nombre.            

Las funciones de la comunicación dadas por Lazarsfeld y Merton cumplen también su labor aquí ya que se confiere status a Murrow siendo él alguien que las personas ven para tener más información y por lo mismo es respetado. Esto no se ve en la película con respecto a la audiencia (aunque sí de parte de los periódicos y de las llamadas al terminar una emisión de su programa) pero sí con sus compañeros de trabajo. La función de reforzar la moral también se demuestra cuando incitan a las personas a tomar un verdadero juicio de valor en contra de McCarthy y no dejarse llevar por esa falsa información.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s